A
migos de Kooltouractiva, seguimos viajando por el mundo, buscando aquellos pedacitos de nuestra cultura que han cruzdo fronteras. Hoy nos dirigimos a la ciudad de New York, donde varias de nuestras prominentes figuras han sido honradas, teniendo una calle que lleva su nombre.

La Ciudad de Nueva York devela letrero del 'Rafael Tufiño ...

 

 

  

                                          ‘Rafael Tufiño Way’ , en la Ciudad de Nueva York 

El pasado viernes 18 de octubre de 2013, el tramo de la calle 103 entre Park y Tercera Avenida en Nueva York se rebautizó con el nombre de  ‘Rafael Tufiño Way’, gran pintor puertorriqueño (Nueva York, 1922 – San Juan, 2008), nacido en dicha ciudad. Tufiño, conocido como el Pintor del pueblo”, es considerado uno de los grandes maestros de la Generación del Cincuenta de las artes plásticas puertorriqueñas y es el primer artista plástico del Caribe y Latinoamérica en ser honrado con el nombre de una vía en la ciudad de Nueva York.

Localizada en El Barrio puertorriqueño, East Harlem, y donde el tren 6 tiene una estación con murales de cerámica de su hija mayor Nitza Tufiño, el Rafael Tufiño Way lleva al Museo del Barrio en el Museum Mile y sirve como portal al barrio completo. Además está a tres cuadras del Taller Boricua que Tufiño fundó en la década de 1970 junto a su amigo y colega Carlos Osorio.

Los gestores de la idea, fueron los puertorriqueños el arquitecto Warren James y la líder comunitaria Deborah Quiñones, la Hon. Consejal de la Legislatura Municipal de la Ciudad, Melissa Mark-Viverito, y residentes e instituciones de la comunidad que incluyen al Museo del Barrio, Taller Boricua, Hope Community, Harlem RBI, Community Board 11, Centro de Estudios Puertorriqueños/Hunter College, New York Restoration Project, y el historiador de arte Mario Cesar Romero.

Esperamos que como lo hizo en vida, su nombre en la Calle 103 sirva como puente para mantener los lazos que unen a los puertorriqueños de la Isla con los de Nueva York, expresó Pablo, hijo menor del artista.

Honor a quien honor merece - 07/01/2013

Nueva York y su alcalde  Michael Bloomberg, rinden homenaje al legendario cuatrista Yomo Toro y al Regimiento "65 de Infantería" del Ejército estadounidense con nuevas calles que llevarán sus nombres en Manhattan y El Bronx.

                                            

Yomo Toro, nombre artístico de Víctor Guillermo Toro Vega Ramos Rodríguez, (Ensenada, en Guánica, el 26 de julio de 1933 -2012), llegó a ser llamado "el rey del cuatro", por el nombre de la guitarra de diez cuerdas puertorriqueña que tocaba. Conocido como el Jimi Hendrix de la salsa, formó parte de la legendaria orquesta Las Estrellas de la Fania, fundada en 1968 junto a Larry Harlow, Nicky Marrero, Roberto Roena, Willy Colón, Rey Barreto, Bobby Valentín o Alfredo De La Fe.

El pasado 3 de julio de 2013 el alcalde Michael Bloomberg convirtió en ley la medida que nombra la calle 162 y la intersección con la Ogden, a sólo pasos del famoso estadio de los Yankees con el nombre de Yomo Toro.


BAUTIZADA COMO ‘LA 65 DE INFANTERIA’ UNA ESQUINA DE EL BRONX

                       

65 infanteria La esquina de 'Southern Blvd.' En el Bronx fue designada como Calle  'La 65 de Infantería', honrando valentía de soldados puertorriqueños.

“La 65 de Infantería” –unidad de soldados completamente puertorriqueños- que pelearon entre 1950-1953 en Corea, fueron reconocidos por los concejales hispanos de la ciudad de Nueva York y el presidente del condado de El Bronx, que honraron a sus integrantes.

Unos 60,000 reservistas voluntarios de Puerto Rico pelearon bajo bandera estadounidense, seis mil de ellos en el Regimiento 65 de Infantería, el primero en enfrentarse al enemigo en la Guerra de Corea (1951-1953) y de los últimos en regresar a casa. Durante ese conflicto en la península de Corea, un soldado puertorriqueño murió por cada 660 habitantes en la Isla, frente a las bajas de 1 por cada 1.125 habitantes de EEUU según cifras del censo de la época.

Los hombres del 65 de infantería fueron honrados con dos menciones o citas de unidad presidencial de Estados Unidos, un elogio meritorio de la unidad, dos preseas República de Corea por unidad y un total de 577 medallas de bronce y de plata junto con 8 Cruz por servicio distinguido, ninguno de sus miembros recibió la mención más alta del ejército, la medalla de Honor del Congreso. En una de las misiones los borinqueños protegieron la redistribución de los Marines de Hung-Nam, que culminó en lo que se convirtió en la última carga de bayoneta de un batallón en la historia militar estadounidense.

Basada en la falta de reconocimiento, los miembros del Concejo Municipal de Nueva York María del Carmen Arroyo, Joel Rivera y Fernando Cabrera presentaron conjuntamente un proyecto de ley co-designando la calle que posteriormente fue aprobada por el Concejo y firmada por el alcalde.

Hechos históricos del regimiento

Desde su creación en 1899 hasta 1950, el regimiento había sido relegado a tareas de menor importancia. En Corea, los hombres del 65 de Infantería tuvieron la primera oportunidad de probar su valor a los escépticos dentro del sistema militar de los Estados Unidos y se valieron al máximo de esa oportunidad.

Durante el curso de la guerra, el Regimiento del 65 de Infantería participó en nueve de los principales enfrentamientos y desempeñó un papel decisivo en varias de las contiendas más críticas. Tal como les dijo su comandante, el Coronel William W. Harris, en 1951: “Muchos los subestimaron cuando recién llegaron a Corea. Puedo asegurarles ahora que no hay nadie que no esté de acuerdo que han demostrado ser excelentes soldados en combate. Son endemoniadamente buenos y estoy muy orgulloso de ustedes”.

El Ejército de los Estados Unidos organizó el primer batallón de tropas puertorriqueñas en 1899. Se reorganizaron como el Regimiento Provisional de Infantería de Puerto Rico en 1901, y se destacaron al ejército regular de los Estados Unidos en 1908.

El Regimiento recibió el nombre del 65 de Infantería en 1920. En la Segunda Guerra Mundial, el 65 de Infantería operó inicialmente en la cuenca del Caribe, pero a la larga fue enviado a luchar al norte de Africa y Europa.

Los ‘Borinqueneers’ desembarcaron en Pusán, Corea del Sur, el 23 de septiembre de 1950. Durante los siguientes tres años los soldados puertorriqueños se distinguieron de innumerables formas.

A fines de 1950, después que un enorme ejército chino se unió a las fuerzas de Corea del Norte, la Primera División de la Marina de los Estados Unidos fue obligada efectuar una retirada de mayor envergadura. El Regimiento del 65 de Infantería fue instrumental en la protección de las líneas de abastecimiento que eran necesarias para esa retirada. Gracias al 65 de Infantería, los marinos pudieron regresar exitosamente a Corea del Sur, evitando así un potencial desastre.

A comienzos de 1951, los soldados boricuas se encontraron en medio de un desesperado encuentro por el control de dos colinas cerca de Seúl, Corea del Sur. Después de tres días de lucha, apuntaron sus bayonetas y marcharon directamente hacia las fuerzas enemigas chinas. El enemigo se dio a la fuga y se logró la captura de las colinas.

 

65 infanteria

Volver